Leyendo ahora
Big Data y mundo laboral

Ya hemos hablado en anteriores ocasiones en este blog del potencial del Big Data para el crecimiento económico: nuevas oportunidades de negocio, un abaratamiento económico de los procesos y la aceleración sustancial en los tiempos de toma de decisión.  Pero, ¿cómo pueden afectar los datos masivos al mundo laboral?

Creación de nuevos perfiles… pero dificultades para cubrirlos

Como en cualquier innovación, el Big Data ha permitido la creación de puestos de trabajo que no existían hasta entonces. Desde los gestores y organizadores de bases de datos masivas, hasta matemáticos, estadísticos y programadores, son muchos los perfiles necesarios altamente cualificados. Los más buscados son los técnicos: especialistas en arquitecturas Big Data, ingenieros Big Data y Technical Manager.

Y no es fácil encontrarlos. Aunque según la Unión Europea el potencial de creación de empleo del Big Data es de más de 3 millones de puestos de trabajo, según un estudio de Deloitte Analytics Trends el 40% de las compañías tiene dificultades para atraer este tipo de talento.

Búsqueda de talento: más rápida y mejor

En 2018, ManpowerGroup publicó un estudio donde se mostraba que el 45% de las empresas de recursos humanos de más de 40 países tiene dificultades para cubrir vacantes por falta de conocimientos técnicos (un 17%) y habilidades profesionales (7%) por parte de los candidatos presentados.

Para mejorar esta problemática, uno de los objetivos de las áreas de recursos humanos es optimizar la selección de personal. Gracias a la digitalización y al Big Data, es posible obtener más información y de más calidad de los potenciales candidatos. De esta manera, el proceso puede ayudar a afinar en la búsqueda de los profesionales más ajustados a cada oferta. De hecho, gracias a algoritmos de machine learning e inteligencia artificial ya es posible predecir con cierto grado de acierto las probabilidades de éxito de un candidato.

Además, la potencia del actual software de selección de personal permite realizar las búsquedas con mayor agilidad, acortando los plazos.

Un ejemplo destacable es el de la empresa CISCO, que utiliza el Big Data para saber las mejores ubicaciones para sus oficinas basándose, por ejemplo, en cuáles son los sitios en los que hay más talento para elegir.

Eficiencia en RRHH: productividad y retención de talento

Los recursos humanos de una empresa generan gran cantidad de datos e información que pueden ser aprovechados para simplificar procesos y mejorar la eficiencia de la gestión. Pero las ventajas del Big Data en este ámbito van mucho más allá.

Ver también

Si hablamos, por ejemplo, de la gestión del personal existente, las herramientas basadas en grandes cantidades de datos, permiten conocer a tiempo real el estado de la plantilla con información relevante para una mejor gestión del talento. Así, es posible analizar y evaluar el rendimiento laboral, para determinar con mayor precisión la productividad de cada empleado y actuar en consecuencia. Además, y como fruto de las anteriores funcionalidades, es posible ajustar mejor las tareas y las retribuciones de los trabajadores, contribuyendo así a una mejor gestión y retención del talento, así como  personalizar la formación de los empleados.

Algunos ejemplos de esto son Amazon, que con su herramienta interna Amazon Connections recopila el feedback de sus empleados; o el banco BBVA, que desde el año 2008 no solo analiza datos sobre la satisfacción y el compromiso de sus trabajadores, sino que ha desarrollado herramientas para ayudarles a saber qué deben hacer para crecer dentro de la compañía.

Un análisis clave para las empresas

En definitiva, el Big Data no solo abre nuevas posibilidades laborales de presente y futuro, sino que es ya una herramienta clave para los departamentos de recursos humanos, tanto para la búsqueda, como para la gestión del talento, optimizando los procesos y creando un valor incalculable para las empresas.

Un proyecto de:

© 2022 CECA.
Todos los derechos reservados.

Ir arriba